La Facultad de Derecho: Entre la autoridad jerárquica y la autoridad moral Carta abierta

Mtro. José Alfonso Esparza Ortiz,

Rector de la Benemérita Universidad autónoma de Puebla.

Al personal académico, administrativo y alumnado de la BUAP y de la FDCS.

A los poblanos en general.

La autoridad moral no es retenida

por cualquier intento de aferrarse a ella.

Viene sin buscar y

se mantiene sin esfuerzo.

Mahatma Gandi

El proceso que vive hoy la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales (FDCS), requiere de analizar el concepto de autoridad, el cual  tiene su origen en el vocablo latinoauctoritas, hace referencia a una potestad que logra alguien, un líder legítimo, alguien que tiene poderes y facultades sobre un grupo de personas; por lo general permite nombrar a quienes gobiernan por imposición o voluntad popular.

32927.png

La designación de director en la FDCS, se encuentra entrampada, entre el marco de la legalidad y la legitimidad, es asombroso reconocer que pervive un silencio, una complicidad complaciente, una defensa a ultranza, una necesidad de probar lo injustificable, un hermetismo y una indiferencia natural. En este contexto surge la pregunta el actual director Dr. Roberto Santacruz Fernández ¿Qué tipo de autoridad representa?, ¿A qué interés responde? ¿En una Facultad de derecho se puede violentar la legalidad? …

Cabe preguntarse el Mtro. Alfonso Esparza Ortiz como rector ¿Qué pretende lograr en la FDCS?, ¿Es cómplice o verdugo?, ¿Vigila o castiga? ¿Resuelve o prolonga? ¿A dónde quiere llegar? Ante la indefinición de un proyecto y la ausencia de un camino, lo único que queda es la incertidumbre, ello es lo que se manifiesta al día de hoy en la FDCS.

Por ello es pertinente analizar la autoridad jerárquica, la cual se caracteriza por sustentar el ejercicio del poder en forma vertical, arbitraria e impositiva, funciona en organizaciones opresoras, donde el culto a la persona es obligatorio, la obediencia incondicional y se antepone el interés personal, de grupo, de pandilla, es propia de las empresas donde se producen cosas, productos, bienes materiales y es común en sociedades represivas, es decir, Ud obedezca, cumpla y cállese, estás conmigo o en mi contra, la idea de subordinado se impone siempre.

Elementos de la autoridad jerárquica:

  1. Nace por asignación específica de niveles de decisión de un puesto, nunca en función de la persona que lo ocupa.
  2. Da órdenes para que se cumplan.
  3. Se sustenta en el miedo, la amenaza y la sanción.
  4. Es el derecho oficial, orgánico y jerárquico a ser obedecido.
  5. Se ejerce verticalmente.
  6. Es única.
  7. Se sustenta en una relación de mando-obediencia.
  8. No es compartible.
  9. Es el factor básico de la relación jefe subordinado.
  10. Es característico de las empresas.
  11. Se genera por un nivel superior.

Por su parte la autoridad moral se construye en forma gradual, es consecuencia de un reconocimiento, acuerdo, consenso, respeto y confianza. Es decir se tiene que tener calidad moral y ella se construye mediante la coherencia que una persona muestra entre sus palabras, acciones y valores; surge del actuar cotidiano, de la forma de conducirnos y de tomar decisiones. De ahí que la verdadera fuerza de una autoridad se sustenta en la autoridad moral.

Elementos de la autoridad moral:

  1. Nace y se construye de manera ética.
  2. Surge de un consenso y en función de un proyecto.
  3. Implica respeto, credibilidad y confianza.
  4. Se sustenta en el prestigio de la persona, en su buen nombre.
  5. Se reconoce un liderazgo.
  6. Requiere de honestidad e integridad.
  7. Promueve diálogo.
  8. Desarrolla el trabajo colegiado.

La FDCS en este momento necesita de un director que tenga autoridad moral, en este proceso de turbulencia lo más recomendable es que se retome la vida colegiada, que se consense una propuesta de director con perfil académico, apreciado y reconocido por todos los integrantes de la comunidad académica, estudiantil y administrativa.

Que integre un equipo de trabajo, que cuide la transparencia en todo y en todos.

Que construya un diálogo abierto, forme consensos y sume voluntades.

Es pertinente preguntarse lo siguiente:

¿Por qué se permite el nepotismo?, se puede tener autoridad moral, cuando el director Dr. Roberto Santacruz Fernández, mantiene a su hijo el Dr. David Santacruz Morales en la coordinación del doctorado.

Sería sano conocer ¿Cuándo hizo su examen el Dr. Roberto Santacruz Fernández? ¿Quiénes integraron su jurado de examen profesional?, ¿Cuál fue su tema de tesis?

Es impostergable rendir un informe del proceso de titulación del posgrado realizado el año pasado y del cual se ha guardado silencio: ¿Quiénes se titularon?, ¿Cuál fue su  tema de tesis?, ¿Quiénes integraron el jurado?, ¿Cuál fue el contenido de sus trabajos?

Sería curioso conocer en cuántos jurados de examen estuvo presente el Dr. Carlos Antonio Moreno Sánchez, director recién destituido y hoy persona no grata para muchos en la FDCS.

El viejo discurso de que ya se acabó la corrupción, ahora si todo es recto y transparente no aplica. Para todos aquellos que desacreditan el trabajo pasado y ahora se dan baños de pureza, solo me resta decir que existe la necesidad de un diálogo abierto para analizar la problemática de la FDCS, con el único objetivo de encauzar el rumbo y rescatar el prestigio y autoridad que se ha tenido en nuestra facultad. De no hacerlo la historia trágica de intrigas y traiciones se volverá a repetir. Al tiempo.

ATENTAMENTE

Mtra. Lilia silvia Vásquez Calderón

Correo: liliasilvia@yahoo.com

Facebook: Lilia Silvia Vásquez

Etiquetado , , ,

La Facultad de Derecho y sus circunstancias

La necesidad de seguir escribiendo sobre la FDCS, a partir de hoy realizaré una publicación permanente sobre los acontecimientos turbulentos que aquejan a nuestra Facultad.

CARTA ABIERTA (3)

Mtro. José Alfonso Esparza Ortiz,

Rector de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla.

Al personal académico, administrativo y alumnado de la BUAP y de la FDCS.

A los poblanos en general.

Nada más perverso y terrible,

que no hacer nada,

guardar silencio nos vuelve cómplices,

aun de aquello que no es correcto.

  Ante los acontecimientos recientes en la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, como universitaria  manifiesto mi preocupación ante el  derrotero existente en la Unidad Académica de mayor tradición y prestigio  profesional  que la BUAP ha forjado  como proyecto cultural de la sociedad poblana.

Lamentable que la FDCS, sea motivo de escándalo y escarnio ante el hecho de que el Director señale públicamente a funcionarios de la administración central de amenazas graves para renunciar a su condición directiva.

En la realidad el  problema institucional radica en la falta de responsabilidad  y compromiso con la universidad pública que asumió Carlos Moreno Sánchez, ante la comunidad que depositó su voto de confianza para conducir  las aspiraciones y destino de una institución educativa, situación que se expresó en la falta de capacidad y sensibilidad  del sentir de los integrantes de su propia comunidad.

Los daños en la docencia, investigación y vinculación social son evidentes, resarcir esta situación invoca a la vida colegiada, vocación universitaria para la deliberación y acuerdos consensados ante la pluralidad de opiniones, antídoto de la exclusión que niega su propia naturaleza, por encima de conductas e intereses personales

La comunidad de la FDCS, tiene la imperiosa necesidad de retomar su propio destino en razón de premisas elementales como son:

  • Restaurar la vida institucional con fundamento en la toma de decisiones   colegiada sustentada en: Consejo de Unidad Académica,  Plenarias de academias por licenciatura, comités académicos de posgrado, colectivos de cuerpos académicos.
  • Reorientar la vida académica de la Facultad con sustento a lo establecido en la misión, visión, principios y valores del Plan de Desarrollo Institucional de la BUAP y de la unidad académica.
  • Atender y resolver los agravios cometidos a los derechos universitarios y laborales de docentes, alumnos y administrativos por la discrecionalidad del director para beneficiar al círculo de apologistas e incondicionales a su servicio.
  • Construir nuevas bases de comunicación y gestión, para garantizar la cohesión  y unidad de los integrantes de la Facultad en razón de sus demandas y aspiraciones con criterios académicos de permanencia y desarrollo profesional.
  • Recuperar el liderazgo académico y pertinencia social de la Facultad ante la sociedad poblana.
  • Fomentar la identidad y pertinencia a la vocación de servicio a la sociedad.
  • Establecer mecanismos de control institucionales contra actos de impunidad, corrupción  y hostigamiento sexual.
  • Planeación académica y administrativa estratégica y acorde a las necesidades de los estudiantes.
  • Decisiones consensadas y pertinentes en relación a la designación de secretarios y coordinadores de programas.
  • Programas educativos actualizados y de calidad, con perfiles realmente idóneos.

La FDCS, como institución educativa, debe revalorarse ante su propia comunidad, en este loable propósito cobra sentido la reflexión y compromiso para un futuro promisorio, alejado de intereses personales.

Pertenecemos a una comunidad del conocimiento, donde se cultiva la inteligencia del país, nuestra responsabilidad como universitarios, debe ser siempre, evitar que la personificación del poder satisfaga intereses mezquinos, protagónicos y personales.

ATENTAMENTE

Mtra. Lilia Silvia Vásquez Calderón

Correo: liliasilvia@yahoo.com

Facebook: Lilia Silvia Vásquez

Etiquetado , ,

La facultad de derecho: botín de guerra o solución integral

Hace dos años me había propuesto no hablar de la facultad, pero las circunstancias lo hacen necesario.

CARTA ABIERTA (2)

Mtro. José Alfonso Esparza Ortiz,

Rector de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla.

Al personal académico, administrativo y alumnado de la BUAP.

A los poblanos en general.

“La autoridad moral se construye

y se gana con el respeto de la gente”

Una dirección errática

La Facultad de Derecho y Ciencias Sociales (FDCS) se perdió, sin rumbo fijo transitó y se caracterizó por una dirección imprevisible y caprichosa. Al día de hoy tenemos como muestra la renuncia o renuncia falsa del Dr. Carlos Antonio Moreno Sánchez, surge una duda ¿se pueden violentar derechos de un abogado que dice que sí, pero no? Lo anterior es producto de un proceso de renovación de director que se vivió en 2013, fue tortuoso, complejo, varios docentes e investigadores reclamaron su derecho a un proceso de elección legal, se recorrió el procedimiento jurídico y se logró la elección de un director en el marco de la legalidad y la legitimidad, por ello en enero de 2014, el señalado Dr. Moreno tomó posesión. A dos años de su gestión es necesario realizar la siguiente reflexión.

  1. El Dr. Moreno pronto olvidó su compromiso y la responsabilidad que tenía con la comunidad académica, estudiantil y administrativa con cada uno de los integrantes de la FDCS, así como con cada uno de los que votamos por él y legitimamos su triunfo.
  2. Pocos días transcurrieron para que en su estilo personal y experiencia cortara cabezas y en forma por demás irresponsable y voluntariosa nombrara y removiera a su equipo de trabajo, violentado con ello el principio de dignidad humana, derechos humanos y derechos universitarios. Sus asesores disfrutaron ese ejercicio arbitrario del poder, lo aplaudieron, lo usaron y lo engañaron, ello quedó demostrado con varios colegas y en mi situación particular en forma arbitraria y prepotente me cerraron oficina, vía Facebook informaron del nombramiento del hoy Dr. Roberto Santacruz Fernández en la coordinación de educación continua, un área donde nunca hizo nada, esa ha sido su trayectoria en la facultad y en la universidad (por más de 20 años ha sido funcionario), siempre obteniendo beneficio y anteponiendo su interés personal y vendiendo el discurso del gran estratega y representante de las multitudes.
  3. Cabe preguntarse Dr. Moreno ¿de victimario se volvió víctima?, con qué facilidad se olvida todo. En el mismo sentido fue el trato del connotado Dr. Gabriel Pérez Galmiche, que en su osadía y atropello hasta me prohibió volver a la Facultad, el tiempo nos da la razón, de un hecho por demás arbitrario, prepotente y ruin.
  4.  El Dr. Moreno se encerró en su mundo y terminó perdiéndose en su laberinto hasta el día de hoy.
  5. No logró integrar un equipo de trabajo, revisen cuántos cambios se han dado en tan solo dos años de gestión. Por ello se impuso la improvisación, el protagonismo, el interés personal, el desconocimiento; dejando de lado el fortalecimiento y desarrollo de la academia, la investigación y el trabajo colegiado.
  6. Ello generó una lucha encarnizada por la aspiración a querer ser director y los amigos se volvieron enemigos, los persecutores se sintieron perseguidos, los vigilantes fueron vigilados y la desconfianza generó paranoia. Los daños colaterales se expresaron en todos los niveles y la incertidumbre se volvió cotidiana.
  7. En este momento un cambio es urgente y necesario. Integrar un equipo de trabajo es prioritario, construir una autoridad moral es impostergable.

Por lo anterior Mtro. Esparza es necesario transitar de acuerdo a la normatividad universitaria, es el Consejo de Unidad Académica la máxima autoridad colegiada y sobre todo se debe anteponer el interés de la comunidad de la FDCS, como bien jurídico a proteger.

Los cambios se tienen que realizar en las secretarías académica, administrativa y de investigación; en las coordinaciones del posgrado, de las licenciaturas, del centro de vinculación profesional; en titulación y egreso; en el centro de investigaciones jurídicas; con docentes e investigadores comprometidos con nuestra universidad, que mínimamente tengan:

  • Compromiso y respeto con la universidad pública.
  • Conocimiento de la FDCS y su función social.
  • Trato directo, respetuoso, abierto y transparente.
  • Rechazo total a la corrupción, acoso y prepotencia.
  • Vocación de servicio.
  • Trabajo colegiado

Es necesario dar rumbo a la FDCS, orientar el trabajo en relación al Plan de Desarrollo Institucional, estrechar vínculos, fortalecer una dirección responsable, con liderazgo y autoridad moral, la responsabilidad es de todos, ya basta de hacer un botín de guerra, es necesario construir una solución integral.

Lilia Silvia Vásquez Calderón

Docente Jubilada Facultad de Derecho y Ciencias Sociales

Agradezco sus comentarios:

Correo: liliasilvia@yahoo.com

Facebook: Lilia Silvia Vásquez Calderón

NOTA: Si alguien le interesa conocer el antecedente revise:CARTA ABIERTA de fecha 9 de junio de 2014, publicada en el diario digital E- CONSULTA.

Etiquetado , , ,

De amor, violencia y muerte

¿Qué les queda por probar a los jóvenes en este mundo de paciencia y asco?
¿Sólo grafitti? ¿rock? ¿escepticismo?
también les queda no decir amén
no dejar que les maten el amor
recuperar el habla y la utopía
ser jóvenes sin prisa y con memoria
situarse en una historia que es la suya
no convertirse en viejos prematuros

Mario Benedetti

IMG_8584

La vida cotidiana nos permite a establecer relaciones de interacción y convivencia con un sinnúmero de personas, ello se traduce en una posibilidad para constituir nexos de amistad, trabajo, empatía y en algunos casos es la posibilidad de lazos afectivos.

Nuestra condición humana nos lleva a tomar conciencia que crecemos y nos desarrollamos como personas a través de la socialización y del sentido de pertenencia, ello genera seguridad; si por alguna razón se altera, lo primero que se vulnera es nuestra personalidad. El desarrollo de una personalidad sana se nutre y cultiva en nuestra niñez, algunos teóricos consideran que se abona desde que somos concebidos, en función de la expectativa que tienen nuestros padres como paraje y proyecto de vida. A medida que los años pasan se transita de la niñez, a la pubertad y adolescencia, en estos periodos nuestra personalidad se fortalece, crece, se vuelve autónoma y consolida. El ejercicio de la libertad, la capacidad afectiva, el manejo de la sexualidad, la libre elección, se vuelve una necesidad y una exigencia, ello  conlleva un requisito la responsabilidad.

La capacidad amorosa es una necesidad que desarrolla todo ser humano, tiene que ver con el reconocimiento, aceptación, satisfacción y respeto de una persona consigo misma, ello da pauta para que pueda establecer relaciones sanas de pareja, quien se ama así mismo, es capaz de aceptar, reconocer y amar a otro.

Esta potencialidad amorosa permite establecer una relación de pareja sana, de integración y respeto. Su  búsqueda, se convierte en una tarea esencial de cada persona, para con ello poder cristalizar un proyecto de vida en común. Luego entonces se tiene una pareja para crecer juntos, formar una familia y compartir una vida a corto, mediano y largo plazo.

En la vida de pareja lo grave resulta cuando por medio o a través de ella se pretenden satisfacer carencias, vacíos, temores, soledad, abandono, tristeza,  privaciones afectivas y existenciales. Una pareja se tiene para vivir con ella y no a través de ella, nulificando por completo nuestro reconocimiento.

Es vital enseñar a nuestros niños, jóvenes, hombres y mujeres a reconocerse a sí mismos, a exigir el respeto a su persona, a construir su valía y a luchar por su dignidad, solo ello les dará seguridad, fomentará su amor propio, los convertirá en adultos que podrán ejercer su libertad, podrán gozar su vida en pareja y ejercer con responsabilidad su proyecto de vida personal, laboral, existencial, de no hacerlo la factura seguirá incrementándose en homicidios, suicidios, embarazos no deseados, parejas infelices, violencia de y contra la mujer y el hombre.

Lo anterior viene a colación por el homicidio de 4 mujeres cometidos este fin de semana en nuestro estado, con lo que dan un total de 15 víctimas solo en lo que va del año, quedando pendiente por esclarecer 10 de ellos. Aunado a 2 homicidios cometidos en 2014 y 3 en 2015, que dan un total de 20 homicidios contra mujeres. Discutir el concepto de feminicidio, en este momento no es el objetivo del presente artículo, ya que cualquier agresión verbal o física en contra de una persona es reprobable, en tal razón atentar en contra de la dignidad e integridad de cualquier ser humano es motivo de rechazo y reprobación absoluta.

Consecuentemente la pregunta es ¿Quién es responsable?, ¿A quién se persigue?, ¿A quién se castiga? Los costos se han pagado, las muertas ya existen, en algunos casos los homicidas están en la cárcel, en otros se ignora quién fue, y en el caso extremo no existe dato, no hay nombre, no hay familia, no hay reclamo, lo más seguro es que se olvide. Por ello hay que tener presente a cada una de ellas, reconocerlas, hacerlas visibles e imborrables, construir su referente histórico social y no despojarlas de su existencia.

¿Qué hacer ante tanta violencia, impunidad, corrupción, desapariciones y pobreza?, ¿Qué hacer ante tanta indiferencia, exclusión y vulnerabilidad?, ¿Qué tipo de personas estamos formando en casa, en la escuela, en nuestro municipio, estado y país?, ¿Qué tipo de sociedad queremos? ¿Qué hacen nuestros gobernantes y representantes en los tres ámbitos de gobierno?

Hemos perdido el referente del otro, de la convivencia y pertenencia, nuestro ámbito de seguridad se ha vulnerado y la única salida es el exterminio y la muerte, habría que detenernos a pensar en ello, tomar conciencia y asumir nuestra responsabilidad individual y social desde nuestra trinchera, de no hacerlo la violencia seguirá incrementándose y cada día se volverá más común y compleja, transitando a un hecho natural, donde la única salida será la ley del más fuerte, la venganza y justicia por propia mano, ello es un buen pretexto para que las instancias que resguardar el orden (policía, ejercito, marina, gendarmería) cada día sean más autoritarias y represivas, ante la presión social cualquier detención se justifica violentado un derecho humano irrenunciable: primero se investiga, se prueba el hecho y luego se castiga, pero en nuestro país de mentiras primero se detiene, luego se castiga y al último se investiga. Aclaro no es pesimismo puro, solo una pizca de objetividad.

La violencia está incrementándose en nuestro país, a diario se vulneran los derechos de hombres y mujeres, la impunidad cada vez se incrementa, la corrupción se disemina por todos lados, la pobreza se agudiza. Los datos arrojan que de 2014 a la fecha han sido asesinadas en el estado de Puebla 20 mujeres, los rangos de edad van  de 20 a 77 años, 6 mujeres estaban en proceso de gestación, en algunos casos el homicida fue la propia pareja, en otros se desconoce la causa, lo cierto es que todas estas muertes tienen algo en común el uso injustificado y excesivo de la violencia y la fuerza, lo cual es denunciable y reprobable. No más muertes, no más violencia, todos merecemos una sociedad de equidad, donde aprendamos a vivir juntos.

Datos:

Nombre Hecho
  1. Karla López Albert. 5 meses de embarazo. 2014

30 de enero de 2014, fue vista por última vez, un día después su familia presentó la denuncia por su desaparición, señaló como principal responsable a su ex novio, Manuel Forcelledo. López Albert, quien tenía 5 meses de embarazo, fue hallada muerta el dos de febrero en la Delegación Tláhuac en el Estado de México, aunque su cuerpo fue reconocido hasta el 7 de febrero. El cuerpo de Karla López tenía señas de haber sido ahorcada. La entonces Procuraduría General de Justicia de Puebla determinó que Manuel Forcelledo fue el autor material e intelectual del crimen, y que fue ayudado por dos guardaespaldas.

  1. Iraís Ortega. 6 meses de embarazo.2014

21 de agosto de 2014. En octubre de 2014, Juan Carlos Sánchez y su amante, Jimena Ramírez de la Cruz, fueron detenidos por el homicidio de la estudiante de la Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), Iraís Ortega. Ambos mataron a la joven quien tenía 6 meses de embarazo. Jimena Ramírez y Juan Carlos Sánchez sometieron a la estudiante universitaria matriculada en la carrera de Cultura Física dentro de un departamento de la colonia Tres Cruces el 21 de agosto del 2014.

Según admitió Juan Carlos, él citó a Iraís con el pretexto de que le entregaría un apoyo económico para los gastos médicos del embarazo. Jimena y Juan Carlos le inyectaron una sustancia tóxica que le provocó la muerte. El cuerpo de Iraís fue encontrado, descuartizado, al interior de una maleta en la zona de la junta auxiliar de San Francisco Totimehuacán el viernes 24 de octubre de 2014 por la mañana.

  1. Mireya Pérez. 35 años  2 meses de embarazo. 2015

11 de octubre de 2015. La noche del 11 de octubre Mireya Pérez  se encontraba en su casa en la colonia Nuevo Paraíso con su pareja Daniel Hernández Jiménez. Ambos ingerían bebidas alcohólicas y escuchaban música cuando comenzaron a discutir por “problemas personales”.

Enedina Martínez, la señora encargada del cuidado de la hija de cuatro años de Mireya, la vio salir con su pareja a comprar unas cervezas y luego desde su casa escuchó cómo discutía con Daniel, pero prefirió no intervenir.

Al día siguiente Enedina llegó a la casa de Mireya para darle de desayunar a la niña cuando encontró ambos cuerpos. La mujer narró ante el Ministerio Público que Mireya se dedicaba a la prostitución y que por esa razón ella estaba al cuidado de la menor llamada Maleny.

Mireya tenía 35 años de edad y se encontraba en el segundo mes de embrazo. Ella y su hija fueron degolladas por Daniel Hernández con un arma punzocortante.

  1. Paulina Camargo. 4 meses y medio de embarazo. Sigue sin aparecer el cuerpo. 2015

25 de agosto de 2015. El 25 de agosto Paulina Camargo desapareció luego de que acudió con el padre de su hijo, José María Sosa a una consulta médica en la Plaza del Sol San Manuel, en Puebla.

La Fiscalía mantiene detenido desde entonces a José María como el principal sospechoso del crimen, quien presuntamente confesó que ese día llevó a Paulina a su departamento en La Margarita, la ahorcó y después tiró su cuerpo a un contenedor de basura.

Este es uno de los feminicidos más polémicos, pues la Fiscalía del Estado aún no ha podido encontrar el cuerpo de la joven. Fuentes de la Fiscalía, incluso, revelaron a Central que Paulina Camargo está viva y que radica en Monterrey, sin embargo las autoridades y la propia familia de la víctima han señalado que no hay duda de que ella murió.

  1. Gudelia N. 2 meses de embarazo.2015

24 de septiembre de 2015. La Procuraduría General de Justicia de Puebla confirmó el feminicidio de Gudelia N, una joven de 20 años de edad que tenía dos meses de embarazo y que presuntamente fue asesinada por el padre de su hijo, un joven de 17 años que fue detenido inmediatamente.

Los hechos, según la Procuraduría, sucedieron el 29 de septiembre en el municipio de Coyomeapan cuando la joven acudió a un baile público en la zona. Según las investigaciones, ahí se reunió con el padre de su hijo con quien llevaba una relación de dos años.

El 30 de septiembre, las autoridades encontraron su cuerpo. La “necropsia determinó que tenía 2 meses de gestación y que la causa de muerte fue traumatismo craneoencefálico severo, además de que presentaba lesiones de arma punzocortante”.

En el lugar fueron encontrados un arma punzocortante, ropa y restos capilares, los cuales fueron debidamente embalados y posteriormente analizados a través de técnicas en medicina legal, criminalística, química y estomatología, así como investigaciones de campo”.

El feminicidio fue perpetrado la misma noche del baile y sucedió luego de que la joven discutió con su novio, quien no estaba de acuerdo con el embarazo.

Fuente: Lozano Ortiz Viridiana. Periódico central. Consultado en sinembargo.com Periodismo digital con rigor. 24 de enero de 2016. http://www.sinembargo.mx/23-02-2016/1627662

  1. Modesta Flora Tapia García, de 70 años de edad. 2016

El 5 de enero, fue encontrado con un balazo en la cabeza, a orillas de la autopista México-Puebla, en el municipio de Cuautlancingo. En el lugar de los hechos, personal de la Fiscalía General del Estado (FGE) embaló una ojiva de proyectil calibre .38 especial.

  1. Brenda Tlatelpa Mora, de 20 años de edad. 2016

El 5 de enero, quien estaba reportada como desaparecida en el estado de Tlaxcala, fue hallada sin vida en un hotel del municipio de Tepeaca, sitio al que llegó acompañada de su novio, que es buscado por las autoridades.

  1. Adriana Santos Pérez, de 17 años de edad. 2016

El 17 de enero, que también se encontraba desaparecida, fue encontrada desnuda en una barranca de la localidad de San Miguel Tianguizolco, en el municipio de Huejotzingo. Su novio Oscar F., de 20 años, fue detenido como probable responsable del crimen y, según las investigaciones, la habría asesinado en un ataque de celos.

  1. Ángeles Leyva Pérez, de 41 años de edad. 2016

El 20 de enero, fue hallada amordazada y envuelta en cobijas dentro de su domicilio, situado frente a la clínica 11 del IMSS, en el municipio de San Martín Texmelucan. El robo fue el móvil del crimen y por este hecho ya fueron capturados dos de los presuntos responsables.

  1. Sin datos. 2016

El 22 de enero, una mujer fue encontrada muerta, con golpes en diversas partes en el cuerpo y con la pierna izquierda fracturada, en un barranco ubicado en la junta auxiliar de Tenango de las Flores, en Huauchinango.

 

  1. María Balbuena Guerrero, de 35 años de edad. 2016

Entre el 23 y 24 de enero, fue golpeada y estrangulada en el interior de su domicilio, situado en el paraje conocido como “La Xuchilera”, en la localidad del Tecomate, perteneciente a Acatlán de Osorio. Tenía problemas en su matrimonio, por lo que su marido es buscado por las autoridades al ser el principal sospechoso del crimen.

 

  1. Manuela Jiménez Acatla, de 77 años de edad. 2016

El 27 de enero, fue hallada degollada en un predio rústico denominado “Angelita”, en la zona conocida como Kokoyoco, del municipio de Chiconcuautla. El cadáver tenía heridas en las mejillas y un trozo de madera incrustado en la parte inferior de la mandíbula.

  1. Nancy Canceló 28 años. 2016

El 2 de febrero, en un arranque de celos, Ricardo Portillo, de 31 años de edad, mató a golpes a su esposa Nancy Canceló, de 28 años de edad, y luego se suicidó en su domicilio, situado en la comunidad de San Lucas Atoyatenco, de San Martín Texmelucan.

  1. Anabel Flores Salazar (periodista). 2016

El 9 de febrero, el cuerpo de la reportera de El Sol de Orizaba, Anabel Flores Salazar, quien fue levantada en su domicilio, en el estado de Veracruz, fue encontrado ejecutado a un costado del kilómetro 1.5 de la autopista Cuacnopalan-Tehuacán, en Palmar de Bravo. Cuatro días después, el gobernador de esa entidad, Javier Duarte, informó de la detención de Josele Marquéz, alias El Chichi, acusado de ser el asesino de la periodista.

  1. Laura Rodríguez Chauvier, de 54 años de edad. 2016

El 12 de febrero,  fue encontrada sin vida en la colonia Anzures. La FGE detuvo a su pareja sentimental, Néstor Mario O., señalado de darle muerte mediante estrangulamiento, luego que ambos discutieron porque la víctima lo iba a dejar.

  1. Ingrid Vázquez Sánchez, de 25 años de edad. 2016

También el 12 de febrero,  quien se desempeñaba como maestra, fue asesinada de un balazo por su pareja sentimental Agustín García Valle, de 54 años, de edad, mismo que se suicidó tras dispararle cuando estaban discutiendo fuertemente, en la colonia Granjas Ejidales San Isidro.

  1. Sin dato, 25 años. 2016

El 19 de febrero, una mujer de aproximadamente 25 años de edad fue encontrada muerta, con una golpe en la cabeza, en una obra en construcción ubicada en las calles Segunda Privada Miguel de la Madrid y Camino Real a Tlaxcala de la junta auxiliar de San Jerónimo Caleras.

  1. Samai Alejandra Márquez Salgado, de 25 años (2 meses de embarazo).2016

El 20 de febrero,  quien tenía 2 meses de embarazo y desapareció el 17 de febrero, fue hallada sin vida y con un balazo en la cabeza junto a la presa de Valsequillo, a un costado de la Plaza de Toros. Era buscada por familiares y amigos en redes sociales y fue encontrada muerta en la zona de la presa de Valsequillo.

  1. Maribel Hernández Martínez, de 29 años de edad. 2016

El 20 de febrero, fue golpeada y ahorcada en un árbol con las agujetas de sus propios zapatos, en el barrio de Santa Cruz Temilco, de Tepeaca.

  1. Sin datos. 2016

20 de febrero, una mujer de aproximadamente 35 años de edad fue encontrada desnuda, degollada y con golpes en el rostro y la cabeza, en el camino Las Vías de San Gregorio Zacapechpan, localidad de San Pedro Cholula.

Fuente: Jiménez Diana. “ensombrecen a Puebla 14 asesinatos de mujeres en 2016”. Sección: seguridad. 21 de febrero 2016. Diario digital e-consulta, Puebla.

Etiquetado , ,